Ensenada.- La Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Baja California (CEDHBC) firmó un convenio de colaboración con el Consejo Agrícola de Baja California (CABC), con el objetivo de incidir en una cultura de respeto a la dignidad humana en el seno de las empresas agrícolas y contribuir a mejores relaciones sociales en los valles del Estado.

La Ombudsperson de Baja  California, Melba Adriana Olvera Rodríguez, expresó que para la CEDHBC es muy importante consolidar estos lazos de colaboración.

Subrayó que es la primera ocasión en la historia de la Defensoría en la que se realiza un hermanamiento de este tipo, “en donde el Consejo Agrícola y el Organismo de Derechos Humanos se comprometen a estar juntos en un ambicioso proyecto a favor de las y los trabajadores del campo”. Asimismo, resaltó la importancia de entender a la Defensoría como catalizadora de diálogo constante de las autoridades con los tres órdenes de gobierno, la cual “no se acota ni se limita al escenario local, sino que tiene una voz fuerte en los escenarios nacional e internacional para demandar justicia en materia de derechos humanos y para reconocer la voluntad, en este caso, del Consejo Agrícola en la construcción de la paz y el respeto a la dignidad humana.

La firma, que tuvo como testigo de honor al Gobernador del Estado Francisco Vega de Lamadrid, se realizó en el marco del cambio de la Mesa Directiva del CABC, cuya presidencia asumió, Salvador García Valdez, en sustitución de Fortino Heredia.

La Ombudsperson puntualizó que “este convenio me llena de gusto porque la Defensoría siempre busca aliadas y aliados que quieran construir, que tengan visión de hermanarnos entendiendo que todas las personas somos parte de la misma familia, de la gran familia humana”.

Agregó que “trabajar en este convenio nos va a llevar a difundir un mensaje de construcción de paz a partir de entender que la única forma de relacionarnos es respetar la dignidad humana; a la vez, respetar la dignidad humana implica trabajar más fuerte por los valles e implica tener una relación respetuosa con las autoridades, con las organizaciones de la sociedad civil, con los medios de comunicación y con nuestras familias”.

Finalmente apuntó la importancia de que se redimensione el papel del campo en Baja California, a nivel nacional, y de las empresas en la construcción de una sociedad más igualitaria. “La disminución de la brecha de desigualdad, que implica injusticia social, sólo se logra con apoyos corresponsables, en este caso, de empresas que se suman y piden ser copartícipes de la cultura de respeto a la dignidad humana”.

Según lo establecido en Los Principios Recortes sobre las Empresas y los Derechos Humanos de la ONU, “la responsabilidad de respetar los derechos humanos constituye una norma de conducta mundial aplicable a todas las empresas, dondequiera que operen”.

Dicha responsabilidad se refiere a las prerrogativas internacionalmente reconocidas, que abarcan, como mínimo, los derechos enunciados en la Carta Internacional de Derechos Humanos y los principios relativos a los derechos fundamentales establecidos en la Declaración de la Organización Internacional del Trabajo relativa a los principios y derechos fundamentales en el trabajo. Por ejemplo, las empresas deben respetar los derechos humanos de las personas pertenecientes a grupos o poblaciones específicos y deberán prestarles una atención especial cuando vulneren los derechos humanos de esas personas. Los instrumentos de las Naciones Unidas han detallado a tal efecto los derechos de los pueblos indígenas, las mujeres, las minorías nacionales, étnicas, religiosas y lingüísticas, los niños, las personas con discapacidad y los trabajadores migrantes y sus familias.

Cabe mencionar que el Consejo Agrícola de Baja California es una asociación civil que agrupa empresas dedicadas a la agricultura en los valles de Baja California para promover la obtención de mejores niveles de productividad, generar empleos permanentes, equilibrar la balanza comercial, promover la exportación y aprovechar racionalmente el potencial de desarrollo del sector agrícola.

En el evento estuvieron presentes la Diputada Federal Nancy Sánchez Arredondo; el Presidente Municipal de Ensenada, Marco Antonio Novelo; la Directora de Enlace Institucional de la CEDHBC, Sayra Ochoa; entre otras autoridades.